última hora

DE IDENTIDADES, RAÍCES Y RADICALES, por José Luis Sánchez-Tosal

Interlineado+- AFuente+- Imprimir el artículo
DE IDENTIDADES, RAÍCES Y RADICALES, por José Luis Sánchez-Tosal
Noticias relacionadas

En estos días pasados hemos entrado en un choque de maneras de entender las relaciones con la Iglesia entre el tripartito y el PP. Por parte del equipo de gobierno se ha anunciado la no asistencia de manera oficial a actos religiosos, no siendo obstáculo para que cada uno esté, si así lo considera, de manera personal, cuestión que ha encrespado a Marcos Iglesias, jefe de la oposición, y de la que Raúl Berzosa, ha dicho “deberían meditar”. Tengo a mano datos de la última encuesta sobre la Diócesis encargada para Cáritas a un equipo de personas, con Javier Alonso al frente, y por estos datos sabemos que sólo un 40 % en la Diócesis cree en la resurrección de Cristo y un 60 % no; que sólo el 25 % cree en la resurrección personal, que el 75 % no cree en el premio o el castigo, y que sólo el 11,1 % está de acuerdo con las actividades políticas de la jerarquía eclesiástica; y que para cerrar la cuadratura del círculo, y después de estas contestaciones, el 90 % se declaran católicos, y a mi me parece que con estos datos hay donde ocuparse antes de estar pendiente de si unos concejales se ponen más cerca o más lejos de los santos en las procesiones.

Que a estas alturas, después de doscientos años de la Revolución Francesa y la Ilustración, no esté todavía aceptada la necesaria separación de poderes, en este caso los civiles y eclesiásticos, resulta un anacronismo difícil de digerir. Alega Marcos Iglesias artículos de la Constitución, concretamente el 16.3, que dice “…Los poderes públicos tendrán en cuenta las creencias religiosas de la sociedad española y mantendrán las consiguientes relaciones de cooperación con la Iglesia Católica y las demás confesiones”. Pues bien, una cosa es mantener cooperación, es decir, proponer por ejemplo ocuparse y dar órdenes de que se tomen las medidas necesarias para que se puedan realizar los actos religiosos en las vías públicas, como es el caso de las procesiones, y otra ser partícipes obligatorios de estos en un estado laico, según la Constitución, como una cosas es mantener relaciones especiales y otra tan especialísima como poder escriturar la Mezquita de Córdoba.

Se alegan también señales de identidad, y ciertamente no sólo España sino mucha Europa tiene raíces cristianas, ahora bien, ¿por qué identidad se está batallando, por la de los formalismos y el nacional catolicismo franquista (que encerraba el poder que encerraba, y que en cierta manera está siendo prolongado hasta hoy por el PP, como si Alianza Popular tuviera de hecho el mando eterno)?, o ¿por las raíces identitarias del cristianismo, ese que no se casaba con nada con los poderes e intentaba ser azote de poderosos y defensa de los débiles?, ¿alguien ve esas señas de identidad en el partido de la Gürtell? El de las privatizaciones de lo social, las desregulación, la bajada de impuestos a las grandes fortunas, con estas señas se puede tener alguna relación con las raíces del cristianismo que es posiblemente la doctrina más revolucionaria y rebelde que el hombre ha inventado. Sólo hay una manera de que case, y es que al cristianismo se le haya desdibujado tanto que no sea más que una mala sombra de lo que debería ser, es decir, haber conseguido de él que esté al servicio de los tejemanejes del poder, lo cual lo convierte más que en señas de identidad o raíces en un peligroso esperpento.

Que quien trate al menos de poner algo de orden se les califique de radicales pues es como una mala humorada o todo un acierto según se mire, pues el ser una persona radical es ir a la raíz de las cosas, a sus principios primeros, aunque dudo mucho que la radicalidad de los señalados como tales consigan con ella los deseos soñados por los ultra nacional católicos, de que estos sodomizaran al clero y hagan arder los templos.

Sería mucho pedir a estas alturas que se aceptase que estamos en un país laico, y en una ciudad que según la última estadística que hemos mostrado esta es su situación y actitud ante la religión. Y tratar de encauzarlos los que creen en ello o seguir manejando los espantajos del pasado y queriendo hacerlos eternos del tan dudoso como imposible maridaje del cristianismo con el poder.

0 Comentarios

Sin comentarios Este artículo no tiene todavía comentarios

Lo sentimos!

Pero puedes ser el primero Deja un comentario !

Deja tu comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados con *

  Acepto la política de privacidad

Información sobre protección de datos

  • Responsable: MASHFE, C.B.
  • La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que le solicito es para gestionar tu solicitud en este formulario de comentarios.
  • Legitimación: Tu consentimiento.
  • Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  • Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos escribiendo a redaccion@ciudadrodrigo.net así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control.
  • Contacto: redaccion@ciudadrodrigo.net.
  • Información adicional: Más información en nuestra política de privacidad.

 

Banner
Booking.com
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner

últimos comentarios

Juann
November 10, 2019 Juann

Si, si es asi [...]

ver artículo
Juan
November 10, 2019 Juan

Tu crees...? Eso no es asi [...]

ver artículo
Vecina
November 10, 2019 Vecina

Igual que en confluencia de Conde Foxá con Wetones todos los días coches aparcados en [...]

ver artículo
Manuel
November 09, 2019 Manuel

que atrevida es la ignorancia. La decoración del centro la pagan los comerciantes de cada [...]

ver artículo