última hora

Presentación pregonera de la Asociación Carnavaldeltoro.es, por Iván Ramajo

Interlineado+- AFuente+- Imprimir el artículo
Presentación pregonera de la Asociación Carnavaldeltoro.es, por Iván Ramajo
Noticias relacionadas

Querida pregonera, querida Rondalla, amigos, amigas: muy buenas tardes a todos y bienvenidos un año más al pregón de la Asociación ‘Carnavaldeltoro.es’. Ese nombre raro. Distinto. Pero que poco a poco va escribiendo su historia. A nuestro modo y manera hemos superado un umbral inimaginable aquel 25 de enero del 2006: cumplir la respetable cifra de 10 años. Un “hola” virtual, solitario y anónimo en una plaza redonda -la tecnología entonces no daba para hacerla a la imagen y semejanza de la del Carnaval-, fue nuestro primer mensaje al mundo… La idea de José Luis Hernández pretendía acabar con una deficiencia tecnológica, al comprobar que no existía ni una sola línea dedica a nuestra Fiesta Grande en Internet. Y estarán conmigo que se la merecía… y no solo una… sino muchas.

Así surgió Carnavaldeltoro.es. Aquel primer boceto de esto que hoy es una Asociación, con su Campanazo y su Toro del Antruejo, pretendía simplemente comunicar. Ubicarnos en el mapa.

La tecnología fue avanzando… y al año siguiente aquello que hasta la fecha solo habían sido palabras o fotos se transformó en vídeo. Y fue éste.

VÍDEO DEL TRASLADO DE LOS TOROS

Esto que acabamos de ver, efectivamente, fue el archifamoso traslado de los toros donados por el Bolsín -al que aprovechamos para felicitar en su 60 cumpleaños- para el encierro a caballo del Lunes del Carnaval del 2007. Esa grabación supuso todo un hito: emitir en tiempo, casi real, como se desarrollaba nuestra fiesta. Y lo que es más importante: para todo el mundo.

Enfrentarse a un hito, ya les digo, tiene su aquél. Y es que uno no sabe qué decir para estar a la altura a partir de este momento… Pero como en aquel 2006, el propio precarnaval e Internet han acabado dando forma a esta apertura de pregón.

Cuando esta Asociación lanzó el pasado mes de diciembre el clásico vídeo de promoción del Carnaval, recibió como sorpresa la admiración y la gratificación de un señor de 61 años llamado Flo Giménez. Hasta aquí más o menos todo normal. La sorpresa era su lugar de residencia: la ciudad californiana (EEUU) de ‘Sanybail’, y el idioma: el inglés.

No habían pasado ni 20 días cuando nos volvimos a mirar atónitos… Al compartir en redes sociales el cartel de los eventos que promueve esta Asociación con la inestimable ayuda de patrocinadores y colaboradores, la respuesta fue el diálogo de un grupo de franceses afirmando que estarían en todos las actividades menos en los coloquios, ¡y porque no podían!…

Y la bombilla se encendió…

Carnavaldeltoro.es nació con la necesidad de mostrar nuestra fiesta. Y en la medida que podemos, lo intentamos. Nuestro Antruejo tiene un público fiel, que sigue con verdadera pasión como se levanta el Carnaval desde la elección del Cartel hasta el último fragmento de la retransmisión del martes de Carnaval… Pero nos falta una cosa… contarlo de verdad para todo el mundo. O al menos hacer guiños.

Esos mensajes en Facebook y un viejo pregón infantil, curiosamente, de ese mismo 2006 en el que arrancó esta web, hicieron de camino: aquí mismo, aquel año, se cuestionó qué hubiera sido del Carnaval si Hemingway en lugar de descubrir los sanfermines hubiera visitado nuestros carnavales… Y creo que es hora de cerrar ese círculo. No tenemos tiempo para seguir esperando el milagro. El Carnaval en esta era 4.0 y de la globalización, no puede esperar a que desembarque por casualidad un escritor norteamericano, a que una televisión japonesa llame al Ayuntamiento para acreditarse, o a que otro grave percance, como el que desgraciadamente sucedió el pasado 2015, nos lleven a la primera plana mundial. Quizá es la hora de que Ciudad Rodrigo le dé una vuelta de tuerca más a la promoción del Antruejo, y también, y me atrevería a decir que sobre todo, al de la ciudad. Porque decir Carnaval es, necesariamente nombrar a la vieja Miróbriga. Y por aquí pasaron ingleses y franceses… con ansias de poder, y por aquí tienen que seguir pasando con eso mismo hambre, pero trasladados al apartado cultural y también festivo. Y es que nuestros dos patrimonios tienen que ser ya también de la humanidad. Y para poder contar eso, solo hay que apostar por algo muy sencillo: entendernos en el idioma. Si fuimos capaces de comunicarnos hace dos siglos estando al límite, necesariamente podremos hacerlo ahora… La Rondalla ya cantó hace unos años la Campana Gorda en portugués y no pasó nada. Al contrario. Le hicimos un guiño a nuestros vecinos, que tantos Martes de Carnaval animaron de manera más que visible. Y, sin ir más lejos, este mismo 2016, sobre estas mismas tablas, João Martins y François Zumbhiel devolverán la cultura lusa y francesa hasta nuestro Carnaval. Así que, ¿por qué no intentarlo? Perder, a tenor de lo que hemos percibido en estos meses previos al Carnaval, no vamos a perder nada.

De hecho… pregonera…

  • Rebeca, ¿te imaginas cómo sonaría ese personalísimo farinatos/farinatas de los viernes de Carnaval en inglés o en francés?

Pues no te lo imagines… que no existe. Esa palabra es única, y es nuestra. Y en ese tono, solamente tuya. Porque nunca antes del Campanazo, pronunciar nuestro gentilicio pagano tuvo tanta fuerza como para ponerle los pelos de punta, al menos, a estos 16 mirobrigenses que decidieron que este precarnaval tenías que debutar al fin como pregonera en el Teatro, aunque te haya costado algún que otro desvelo.

Y, lo haces, por si no lo tenías claro aún, por apostar al vacío por el Campanazo hace ya 7 años. Por convertirte en su voz. Por creer en nuestra manera de interpretar el Carnaval. Y porque además has sido capaz de transmitir nuestra Fiesta Grande, y en definitiva Ciudad Rodrigo, a través de todos los soportes comunicativos habidos y por haber: desde el periódico en papel hasta tu radio.

Y como escribiste no hace mucho a través de tu alter ego en internet –Pandora Noviembre-: Demasiado tarde para decir que no. Muy pronto para asentir. El momento preciso que nunca llegaba, ya está aquí. Todo tuyo.

PREGÓN DE REBECA JEREZ

Rebeca, nos queda una cosita más: nuestro más sincero aplauso y nuestro agradecimiento en plata de esa Campana a la que eres fiel, viernes tras viernes de Carnaval… Muchísimas gracias. Hace entrega, Emilio Hernández.

ENTREGA PLACA Y PAÑUELO

Hasta aquí, amigos, nuestra historia. A partir de este momento toca otra mucho más antigua. Centenaria ya. Retrocedemos hasta el miércoles 22 de septiembre del año 1915. Ese día, el obispo bendijo la nueva Campana “gorda de la catedral”, con el nombre de ‘Mª de la Asunción’, le echó agua bendita, la golpeó con un martillo y comenzaron a subirla entre los aplausos de los asistentes… Pero… el acto no a todos les gustó.

Entre ese nutrido grupo de farinatos, se encontraban los integrantes de la murga ‘Los Becuadros’, a los que el sonido de la nueva campana, pues les rechinó. Y como era de esperar hubo reacción. Tardó unos meses en llegar… pero fue para quedarse. De aquel precarnaval del 1916, hasta nuestros días. 100 años redondos.

El nombre de esa canción lo sabéis todos: ‘Vals Toñito’. ‘Campana Gorda’, para los amigos.

Esa Campana Gorda que se confunde con la del ‘Reloj Suelto’. Por cierto, palabra típica. Única. De Miróbriga. Y que hoy os pedimos prestada para dar nombre al reconocimiento con el que queremos agradecer a particulares y/o agrupaciones que han luchado, y luchan, no solo por preservar el Carnaval. Sino además por engrandecerlo y por pasearlo más allá de nuestras murallas… Incluso, como decía, en otras lenguas.

La Murga ha sido, es, y será el mejor medio de conservación de la historia del Carnaval. Un termómetro imperecedero de nuestra fiesta y de nuestra ciudad. Cuántos mandatarios trasquilados… y con razón. Y es que ya lo dice la copla: “Nadie cuenta las cosas mejor… que la Murga si sale a cantar…”.

En realidad no solo es cantar, es salvaguardar y es abrir los ojos a la tradición.

Y dice así: “Quizás Miróbriga sus sones aún recuerdas / aunque tus gentes nos las vean pasar / aquellas murgas que rompían sus cuerdas para anunciar que pronto llegaba el Carnaval / En los conventos la voz de las campanas / expresan siglos de rezo y oración / y cuando suena el eco de Rondalla, recuerdas melodías que oíste con amor / Son las Tres Columnas el recuerdo que te queda de esa gloria, que ilumina con su gracia la memoria, lo mejor del Carnaval / su tradición / Son las Tres Columnas, lo que queda de las murgas del ayer y que viene hoy de nuevo a recordarte que el Carnaval… ha vuelto a nacer”.

Por recordárnoslo año a año. Por salvar tradiciones centenarias. Por vuestro valor. Por vuestra ironía. Por vuestro humor. Por vuestra alegría. También, por qué no, por vuestro buen beber… Y sobre todo, por como os describía el añorado Tato Fiz: “Cualquier idiota puede ser un experto en política, pero sólo Dios hace al murguista. Para ser murguista no se requiere un coeficiente intelectual muy alto. Tan solo es necesario sentido común para conocer todas las imperfecciones del ser humano y catarlas sin abusar”. Por eso, merecéis nuestro más sentido reconocimiento, en la forma del ‘Reloj Suelto’. Reclamamos en el escenario a la Rondalla Tres Columnas.

Antes de emplazarles al próximo viernes para escuchar todos juntos por octavo año el Campanazo. Nos queda anunciarles una cosa: este reconocimiento no acaba aquí, se extenderá a dentro de ocho días: pues Rebeca seguirá siendo hasta que se canse su voz y este 2016, La Rondalla hará las veces de campanero y será la encargada de dar ese primer campanazo a las seis y cuarto con el que arrancará el Carnaval.

Para cerrar este acto, tan solo nos queda cumplir con un clásico de este pregón: el vídeo. Y no uno cualquiera, sino con el de la visión de Rebeca Jerez y también, este año, con el de la Murga, a las 18:00 de un Viernes de Carnaval cualquiera.

VÍDEO CAMPANAZO

Con este video, todos los que conformamos ‘Carnavaldeltoro.es’ queremos agradecer vuestro interés, vuestro apoyo y vuestros ánimos. Mención especial para patrocinadores y colaboradores.

Sin más, solo nos queda darles las gracias de nuevo por acompañarnos en un día tan especial. Y si gustan, nos reencontramos en tan solo ocho días. ¡Viva el Carnaval!

0 Comentarios

Sin comentarios Este artículo no tiene todavía comentarios

Lo sentimos!

Pero puedes ser el primero Deja un comentario !

Deja tu comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados con *

  Acepto la política de privacidad

Información sobre protección de datos

  • Responsable: MASHFE, C.B.
  • La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que le solicito es para gestionar tu solicitud en este formulario de comentarios.
  • Legitimación: Tu consentimiento.
  • Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  • Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos escribiendo a redaccion@ciudadrodrigo.net así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control.
  • Contacto: redaccion@ciudadrodrigo.net.
  • Información adicional: Más información en nuestra política de privacidad.

 

Carnaval del Toro

ME PREGUNTO, por Tomás Acosta Píriz

ME PREGUNTO, por Tomás Acosta Píriz   0

Me pregunto: ¿Cuándo los pacifistas guerreros dejarán sus armas? ¿Cuándo los abanderados de la igualdad decidirán ser iguales? Llevan un precipicio en las palabras, una torre de Babel, un euro más brillante en el [...]

Banner
Banner
Banner
Banner
Booking.com
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner

últimos comentarios

un charro
October 18, 2019 un charro

Otro consejo: dejen en paz a los que no piensan como ustedes [...]

ver artículo
Juan
October 13, 2019 Juan

Lo que no veo normal que 15:00 a 17:00 no haya patrulla de la policia [...]

ver artículo
Vecinodepepe
October 11, 2019 Vecinodepepe

Ni la asociación de empresarios ni el ayuntamiento han apoyado la FP, teníamos peluquería, construcciones [...]

ver artículo
un charro
October 10, 2019 un charro

Los pueblos pequeños van a desaparecer, como esta ocurriendo ya. Que no se quieren tomar medidas [...]

ver artículo