última hora

LA CULTURA Y SUS BECARIOS, por Santiago Marmierca Hernández

Interlineado+- AFuente+- Imprimir el artículo
LA CULTURA Y SUS BECARIOS, por Santiago Marmierca Hernández
Noticias relacionadas

A principios del mes en curso apareció una escueta noticia en algunos medios de prensa que informaba de una iniciativa sorprendente del actual Ministerio de Cultura: el ente iba a dedicar un millón de euros para subvenir a cien autores residentes en nuestro solar patrio. Los dineros, continuaba la noticia, se dividirán en partidas iguales de diez mil euros cada una y su función será la de que los elegidos puedan disfrutar de dos meses fuera del país, para que el aire del extranjero favorezca su crecimiento personal y al mismo tiempo estimule su reflexión artística. El único requisito solicitado a los candidatos es que tengan, al menos, una obra publicada. La fecha límite para presentar las solicitudes será el quince de Octubre.

Uno imaginaba que el caudal de ingenio del gobierno de coalición o colusión, como algunos lo tildan imaginando que, en efecto, coluden contra las gentes de bien parecía agotado, pero se nota que con algo de paciencia todavía puede recoger los últimos hilillos que propicia el estiaje… Si el Otoño viene lluvioso y ¡los Dioses así lo quieran!, puede que nuestra adormecida capacidad de estupefacción vuelva a verse sacudida… No obstante, debo añadir que si tuviera que elegir entre un Otoño seco y continuar recibiendo el rumor de oráculo doméstico en que se han convertido las reuniones del Consejo de Ministros, elegiría, sin lugar a dudas, esto último… ¿Por qué? Por responsabilidad, por responsabilidad como suelen repetir, a coro, los portavoces de los distintos partidos…

Bien…, así que el asunto va de que cien elegidos disfruten de dos meses de asueto en el extranjero para que el clima de cada lugar facilite su crecimiento personal y estimule su agarrotada reflexión artística… No está nada mal, en principio, pero habría que preguntarse ¿con qué fin? ¿por simple consideración de aquel lema de la bohemia dorada de mediados del siglo XIX que propugnaba “El arte por el arte” o hay algún otro fin, alguna otra consigna oculta? ¿Y si al cabo de la estancia, a su regreso, sienten que siguen estando igual de yermos en ideas que cuando partieron? ¿Se les reclamará la beca recibida? Porque siendo honestos, de eso se trataría; si a su vuelta y al cabo de un puñado de meses no han sido capaces de producir obras que, cuando menos, ensalcen las bienaventuranzas que proclama el vigente realismo socialista en el terreno de la ética y la estética. ¿De qué habrían servido los dineros gastados? ¿ Sería esa una prueba más de la eficiencia en el gasto que recogen las directrices de los fondos europeos para la recuperación, sea esta cual sea y nos lleve donde nos lleve…? Porque ese solitario millón de euros parece que sale de ahí… No conviene engañarse, produzcan obras que pasen el corte o no produzcan ninguna, lo que subyace, en el fondo, de esta iniciativa del Ministerio de Cultura es la de ampliar su red de artistas orgánicos, su red de acólitos, para que de una forma u otra sigan propagando de forma gruesa y manida las virtudes imperecederas de un gobierno de coalición o colusión, como prefieran, que sueña con sobrepasar en duración el que encabezó un señor llamado Felipe González. ¿Con qué objetivo?; simple cuestión de marcas; para que aparezca reflejado en “El Libro Guiness de los Records”.

El Ministerio de Cultura, todos los ministerios de cultura, adolecen de un cierto resabio totalitario; unos más otros menos y según los tiempos. No estamos en aquellos del Fascismo y el Estalinismo del periodo de entreguerras, pero su afán por marcar pautas no decae… El Ministerio de Cultura, el que nos ocupa, no debería de existir como tampoco deberían otros tantos que engrosan el mayor organigrama ministerial desde que se tiene noticia; ¡veintidós ministerios! ¡qué furor organizativo!; bastaría una simple Secretaría con un puñado de burócratas que cuidara de los Museos nacionales y demás edificios públicos a su cargo para que dispusiera de ellos “La Cultura” que pudiera surgir desde abajo sin directrices marcadas, sin el acicate envenenado de la subvención. El ahorro económico al suprimir este Ministerio y otros tantos que están sobrando con sus plantillas de secretarios, subsecretarios, asesores y asesores de los asesores, no sería desdeñable…

La Cultura, el entretenimiento, el espectáculo (no se pretende aquí ahondar en los aspectos antropológicos del tema) cuando mejor se ha desarrollado es cuando se ha valido por sí misma (el siglo XIX y buena parte del XX, están para demostrarlo), cuando las interferencias que tenía que soportar por parte del poder público, aparte de la censura, o a pesar de esta, eran casi inexistentes. Pero hoy “La Cultura y el Deporte” son cuestiones de Estado, generan prestigio internacional, contribuyen al aumento del PIB y como tales se debe considerarlas… Otra cosa muy distinta es si en la actual inflación y hartazgo de productos culturales hay algo tan rompedor como en su momento fueron el Impresionismo, el Fauvismo, el Cubismo, el Dadaismo, el Surrealismo, el teatro del absurdo, el Art Decó, la Bauhaus…; todos ellos acontecimientos de hace más de un siglo y que aún siguen coleando…

Para acabar una breve referencia intelectualoide: en el año 1984, el difunto Rafael Sánchez Ferlosio escribía un artículo que titulaba: “La Cultura, ese invento del Gobierno”. Comenzaba así: “El gobierno socialista, tal vez por una obsesión mecánica y cegata de diferenciarse lo más posible de los nazis, parece haber adoptado la política cultural, que en la rudeza de su ineptitud, se le antoja la más opuesta a la definida por la célebre frase de Goebbels; en efecto si este dijo aquello de “cada vez que oigo la palabra cultura amartillo la pistola”, los socialistas actúan somo si dijeran… “en cuanto oigo la palabra cultura, extiendo un cheque en blanco al portador”. Huelga decir que humanamente es preferible la actitud socialista, pero culturalmente no sé que es peor… Aún agrava más las cosas el hecho de que tales criterios se los imiten todos: oposición, gobiernos autonómicos, cajas de ahorro, organismos paraestatales…

¿Hay algún autor local que esté interesado?

4 Comentarios

  1. Elena 11:31, sep 18, 2021

    Cuando hacen eso con los agricultores y ganaderos, que estos trabajan 24 horas al día ,365 días al año, y algunas otras profesiones
    O solo interesa electoralmente los perroflautas , en esto se va el dinero que viene de Europa?

    Reply to this comment
  2. GRATITUD 00:00, sep 18, 2021

    CAULFIELD, estás agazapado como “el guardián entre el centeno” que eres, mas cuando chutas a puerta casi siempre marcas gol. ¡Qué grande!.

    Reply to this comment
  3. CULTURA 17:49, sep 15, 2021

    Ahora entiendo su “escasa” simpatía por F.G. Lorca en artículo reciente en este medio hace unas semanas; tan impulsor de la cultura, entre otros méritos, durante la II República

    Reply to this comment
    • Caulfield 19:57, sep 15, 2021

      Me pregunto qué tiene que ver la simpatía/antipatía hacia Lorca con que cien escritores reciban una pasta por pasar un par de meses buscando la inspiración por esos mundos de Dios…

      Reply to this comment

Deja tu comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados con *

  Acepto la política de privacidad

Información sobre protección de datos

  • Responsable: MASHFE, C.B.
  • La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que le solicito es para gestionar tu solicitud en este formulario de comentarios.
  • Legitimación: Tu consentimiento.
  • Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  • Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos escribiendo a redaccion@ciudadrodrigo.net así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control.
  • Contacto: redaccion@ciudadrodrigo.net.
  • Información adicional: Más información en nuestra política de privacidad.

 

Opinión

TE IRÁS, por José A. Blanco

TE IRÁS, por José A. Blanco   0

TE IRÁS Te irás y nos quedaremos  huérfanos en la sombra. Y llevarás contigo parte de nuestra soledad como recuerdo. Te irás lento sin cerrar, esperanzado, la puerta entornada para que entre el relente de un nuevo amanecer. Y, desde allí, escribirás el [...]

Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner

últimos comentarios

Llionés
October 26, 2021 Llionés

Suscribo todas y cada una de tus afirmaciones, es nuestro último tren, cómo serrano cada [...]

ver artículo
Herrero
October 16, 2021 Herrero

Exhaustivo, estructurado, razonado, sólido y realista todo tu análisis de la situación de la comarca, [...]

ver artículo
Polite Mercury
October 15, 2021 Polite Mercury

Gracias. No queda otra. Cada gesto cuenta. [...]

ver artículo
Pilar Montero Villarón
October 15, 2021 Pilar Montero Villarón

Soy de, El Maíllo. Hay muchas verdades en las palabras de Juan Carlos xq somos [...]

ver artículo